Vestidos de novia para gorditas y bajitas

¿Quién dijo que esos kilitos de más pueden resultar un impedimento para que seas la reina de tu boda? Si estás próxima a casarte y te asaltan los temores por “cómo te verás” o pero aún “si entrarás en el vestido” hoy te quiero contar que hay muchas fórmulas de lucir muy bien sin someterse a dietas que solo generan hambre y ansiedad.

La cuenta regresiva

Uno de los primeros mitos que se tejen alrededor de la fecha de tu boda es que la ansiedad se convertirá en ese arma de doble filo que te hará pasar por muchos estados de ánimo, alterará algunas costumbres en tu vida y te llevará a adelgazar y conseguir ese peso ideal sin dieta alguna.

Por muy milagroso y genial que parezca, este mito podría no llevarte a nada. Confiar es lo peor que puedes hacer pero tampoco te quedas tranquila con tu peso ideal haz tu mejor esfuerzo para que puedas empezar a hacer tu vestido.

Seis meses antes de ese gran día, ya puedes ir buscando al modista que se encargará de todo. Este debe ser además de talentoso lo suficientemente agradable para que las visitas y diferentes pruebas se haga con buen humor y exactitud.

A medida que se vayan haciendo las pruebas se irá ajustando tu vestido a las necesidades de tu cuerpo.


¡Cuidado con tus elecciones!

Ten claro que la elección de tu vestido debe ser muy bien cuidada, a veces, la emoción de lo que vemos en la televisión o en las películas nos hace pensar muy rápido las cosas y al final nos damos cuenta que no era lo que queríamos.

Tómate todo el tiempo que necesites para elegir ese vestido: colecciona revistas, ve a showrooms y mira estos consejos.

  • Evita demasiado volumen: es importante proyectar una imagen radiante y destacada entre todos los invitados, sin embargo no deberías abusar del volumen del vestido. Algo sutil con detalles o aplicaciones puede reemplazar el tamaño.
  • No muestres demasiado: tengas o no bustos grandes, siempre debes procurar usar un escote medio (no profundo) que deje suficiente espacio entre el cuello y el pecho para algún detalle de plata o collar sutil.

Cortes de vestidos para gorditas

Así como para las más flaquitas hay cortes que las benefician, las más gorditas también pueden encontrar sus acabados perfectos. Hay muy buenas opciones para cada caso, pero si hablamos de opciones que no fallan en ningún momento puedes apuntar estos.

  • Cortes princesa: una sutil forma de disimular esos rollitos en la zona media del cuerpo y de darle un enfoque un poco más estilizado al cuerpo. Empieza pegado al cuerpo hasta la zona de la cintura y se abre desde este mismo lugar hacia abajo para darle una caída romántica y elegante.
  • Corte imperio: es también un corte que permite ciertas licencias para accesorizar tu look de boda, se trata de un corte con escote recto hasta la altura del busto, ceñido al cuerpo y un poco más abierto desde la cintura para abajo. Buena elección para una boda en verano.

 Más tips: vestidos de novia para gorditas

Como verás, ser gordita, hoy por hoy, te da la opción de elegir entre vestidos muy modernos y totalmente elegantes, a diferencia de antes, que se mantenía el mito de que era más difícil lograr que se vean bien. Como nota final te comparto algunos tips que pueden venir muy bien

  • Procura no usar guantes o mangas (acentúan tus brazos)
  • Usa modelador (se ajustan a tu medida y te van muy bien)
  • Usa tacones (practica con ellos unos días antes)
  • No recargues tu look (un par de accesorios serán suficientes)

Imágenes: Pinterest, DavisBridal, VestidosdeNoviaEconomico, SuperBodas,

Etiquetas : , , , ,

¿Te gustó? Ahora COMPARTELO en tus Redes Sociales

Artículos relacionados

Anuncios


Visítanos en